ElCiudadano.gob.ec

Noticias

El Issfa es parte del sistema de seguridad social del país, así lo dice la Constitución (VIDEO)

El Issfa es parte del sistema de seguridad social del país, así lo dice la Constitución (VIDEO)
febrero 26
16:57 2016

Quito (Pichincha).- El Presidente de la República, Rafael Correa, en su discurso en la posesión del nuevo Alto Mando de las Fuerzas Armadas nuevamente aclaró la posición del Gobierno sobre la restitución de 41 millones de dólares del Instituto de Seguridad Social de las Fuerzas Armadas (Issfa) al Ministerio de Ambiento, dispuesta por la Procuraduría del Estado.

El Jefe de Estado destacó que su Gobierno y su posición personal siempre apuesta por la estabilidad de los mandos. “De hecho en nuestro gobierno y después de probablemente décadas, por fin los mandos duraban los máximos establecidos en la ley”. A inicios de mes, los exmiembros de la cúpula militar convocaron a los medios de comunicación del país para anunciar su rechazo a la decisión administrativa de la Procuraduría. Minutos después el Primer Mandatario decidió relevarlos de sus cargos.

En la ceremonia de esta mañana, el Presidente dijo “entendamos que vivimos un estado de derecho, una democracia vibrante, donde no es posible aceptar que los uniformados realicen expresiones públicas de aspectos jurídicos-administrativos y sin la autorización de la legítima autoridad civil”. “Escuché hace algunos días a uno de los oficiales salientes decir que actuaron de acuerdo a sus convicciones. Estamos en un país libre, todos tenemos derecho a tener nuestras convicciones, pero esas convicciones están subordinadas a la ley, y en el caso de las Fuerzas Armadas, a la indispensable jerarquía y subordinación al poder civil”.

“Hoy se argumenta que fue el Presidente el que supuestamente rompió la ley en el llamado caso Issfa.  Aquello no es cierto. Pero incluso si lo fuera, en un estado de derecho no es el alto mando el árbitro de las decisiones de la sociedad civil, peor de su Comandante en jefe”. En ese sentido recordó que el art. 159 de la Constitución establece que las FF.AA. son obedientes y no deliberantes. “Aquello no es letra muerta, es parte vital de una democracia”, destacó.

En el tema del Isffa recalcó que este es un tema estrictamente administrativo, del cual quiere aprovecharse la oposición para tratar de desestabilizar al país. Incluso en la ceremonia castrense un grupo de militares retirados dejó el recinto cuando el Presidente iba a dar su discurso ofendiendo a las propias Fuerzas Armadas y a sus compañeros. El Presidente Correa aseveró que existe un “profundo error de concepción, incompatible con la Constitución, el Estado de Derecho, y, sobre todo, con la sociedad de justicia y equidad que todos anhelamos”.

Recordó la posición de un alto oficial en servicio pasivo, quien argumentó que el Issfa es parte integral de las FFAA. “El Issfa no es parte de las Fuerzas Armadas, cuya misión, estructura y competencias están claramente determinadas en los artículos 158 a 162 de la Constitución de la República (…) El Issfa es parte del sistema de seguridad social del país, como lo establece el artículo 370 de la Constitución”.

Ese momento, leyó el artículo de la Carta Magna para explicar su posición. Además, aseguró que la Policía Nacional y las Fuerzas Armadas podrán contar con un régimen especial de seguridad social, de acuerdo con la ley; sus entidades de seguridad social formarán parte de la red pública integral de salud y del sistema de seguridad social.

Gracias a las enmiendas constitucionales, añadió, el Estado garantiza el pago de las pensiones de retiro de los miembros de las Fuerzas Armadas y la Policía Nacional. “Por esa grave confusión conceptual, de acuerdo con la ley de creación del Issfa, anterior a la Constitución, su director debe ser un oficial en servicio activo con rango de general o almirante. Es decir, si hubiese un solo almirante o general en la República, en caso de guerra, no podríamos utilizarlo en la defensa, porque estaría encargado… de administrar el Issfa. Todas estas son claras desviaciones de la misión de nuestras Fuerzas Armadas”.

Recalcó que “en realidad lo que está ausente en estas visiones es la construcción de un verdadero sistema laboral y de seguridad social, como lo ordena la Constitución en su art. 370, y al cual todos tenemos derecho, independientemente de si se es público o privado, civil o uniformado pero considerando las diferentes especificidades, en este caso de la profesión de soldado”.

“A cada especificidad, una justa compensación. Pero todo lo que no es específico a la vida militar debe ser análogo al resto del sistema, de lo contrario, se estaría rompiendo con principios básicos de equidad social.  Lamentablemente, esto es precisamente lo que ha ocurrido. Mientras que en el sector civil la jubilación es en función del sueldo promedio de los últimos cinco años, en el sector militar es en función del último sueldo recibido, con lo cual un general que se retira al día siguiente de ascendido gana una pensión de general para toda la vida”.

Además, enfatizó que “en el sector civil las pensiones se ajustan de acuerdo a la inflación, en el sector militar se incrementan con el sueldo de los activos, y como estos sueldos, de forma por demás justa, han subido considerablemente, las pensiones también han subido, en este caso de forma no tan justa”.

De hecho, al no pagar impuestos y tener menos descuentos que los activos, en una situación probablemente única en el mundo, un oficial en servicio pasivo recibe mayor ingreso neto que un activo, y estamos hablando además de los sueldos militares más altos de la región.

El Jefe de Estado recalcó que en sector civil, así el aportante haya tenido un sueldo multimillonario, por ser un sistema solidario hay un techo máximo para las pensiones. En el sector militar y policial estas pensiones no tienen límites. Esto ha producido que la pensión máxima en el sector militar sea 2.4 veces mayor que la máxima en el sector civil, e incluso ha provocado que dentro de las mismas pensiones militares, haya una diferencia de 6.5 veces entre la mayor y menor pensión.

“Las terribles diferencias de pensiones dentro del propio sector militar y entre el sector militar y civil, son absolutamente injustificables y claras fuentes de inequidad. Debería haber la misma pensión máxima para toda la sociedad, y a su vez, esta pensión máxima debería   ser un múltiplo razonable de la pensión mínima”. CIT / El Ciudadano

XXBANNERXX-enlaceciudadanoDiscursosappsanimacion

AUDIONOTICIAS

Especiales

10win el-valor codigodeon3

EL CIUDADANO TV, Domingo 27 de noviembre de 2016

ESCUCHA RADIO CIUDADANA

Facebook

Suscríbase a elciudadano.gob.ec

Reciba al final del la jornada las noticias más importantes del Ecuador y del Gobierno de la Revolución Ciudadana